Por: Julia Xibillé Muntaner

Señores políticos y gobernantes de España y del mundo… ¿sería posible  que ustedes se comportaran con corrección y utilizaran el don de la palabra para dialogar, llegar a acuerdos,  expresar lo que  piensan con respeto y amor,  a fin de ejercer su función en paz y entendimiento, buscando el bien común de la mayoría,  aunque  lo haga cada uno bajo una bandera e ideología distinta? 

¿Podrían, en aras de un bien común y también  a lo que  cobran, guardar las formas y modales?

Es muy triste  y poco conveniente, ver cómo  se descalifican e insultan los unos a los otros de forma permanente.  Que no sean capaces, a pesar de sus carreras y erudiciones,  de hablar con sensatez, razonando sus argumentos para convencer y hasta persuadir a sus votantes y oponentes, de que cada uno de ustedes, son la mejor elección. 

Están consiguiendo que los jóvenes los identifiquen con espectros del pasado que  aún quieren dominarlos y subyugarlos. 

Que las personas maduras duden de sus cualidades y  capacidades para gobernar y dirigir un país que tiene que afrontar  importantes retos históricos para la humanidad .

Y por supuesto, las personas mayores los miramos horrorizados de que  esta barbarie se haya instalado en los gobiernos, en las instituciones y en nuestras cámaras legislativas. 

Si ese es el ejemplo a seguir por el ciudadano,  apaga y vámonos.

¿Cómo educar y pedir civismo social cuando Uds. dan, día sí y día también, un espectáculo tan deplorable?

Pedimos reflexión,  mesura,  inteligencia a nuestros gobernantes y líderes políticos…, ¿es eso mucho pedir?

Por: Julia Xibillé Muntaner Equipo ConCiencia Magazine para un MundoFeliz